Squaliolus laticaudus

Orden: Squaliformes

El que durante mucho tiempo se creyó ser la especie más pequeña de tiburón, el tiburón enano, ha tenido que abandonar este título por el descubrimiento del tiburón enano linterna, con el que está estrechamente relacionado. No obstante, su tamaño sigue siendo merecedor de atención. Con una longitud máxima de aproximadamente 20 centímetros, se encuentra muy alejado de la popular imagen de un gran depredador de alta mar.

Como miembro del orden de los Squaliformes, forma parte de un grupo de tiburones que se define por los extremos. El depredador tiburón de Groenlandia, un pariente cercano, es casi igual al Gran Tiburón Blanco en términos de tamaño, aunque no en ferocidad. Y otro de sus parientes, el tiburón portugués, ostenta el récord de mayor profundidad en la que un tiburón ha sido encontrado. Algunos ejemplares se han capturado a profundidades de más de 3.000 metros.

El tiburón enano es una especie de aguas profundas, además de uno de los pocos tiburones que goza de bioluminiscencia. Su vientre brilla en la oscuridad, tal vez para atraer a las pequeñas criaturas de las que se alimenta.

Tamaño máximo: aproximadamente 20 cm.

Distribución: Océanos templados y tropicales de todo el mundo, en aguas muy profundas de hasta 2.000 metros.

Dieta: Pequeños camarones, calamares y peces de aguas profundas.

Reproducción: Incierta.


Anterior: Tiburón Sierra
Siguiente: Tiburón Tigre